Campanas Catedral de Linares

En la torre de la Iglesia Catedral, de Linares, existen cuatro campanas, la más grande mide 1.40, y pesa 1.780 kg, mientras que la más pequeña, mide 0.81 y tiene un peso de 310 kg.  Cada una  de estas campanas tiene un nombre que les fue dado por el Obispo Juan Subercaseaux.

Historia

El terremoto de 1939 en Chile, provocó grandes daños estructurales a casas y también a Capillas y Templos de la ciudad de Linares, fue por esta razón, que el Obispo regente de esa época, Don Juan Subercaseaux, viajó a Europa y Estado Unidos solicitando ayuda para hacer frente a la reconstrucción de los templos que el movimiento telúrico dejó a mal traer.

De vuelta de los viajes mencionados anteriormente, Don Juan, comenzó a gestionar intensamente con las compañías mineras Andes Copper Mining Co., Braden Copper Co. y Chile Exploration Co.  Las cuales donaron dos toneladas de cobre cada una para mandar a fundir un juego de cuatro campanas a la fábrica Petit & Gebr. Edelbrock-Glokengiesserei de Gescher, Alemania.

Campanas y sus nombres

Ambrosia: Es la más grande de las cuatro, debe su nombre, porque fue financiada por erogación popular en honor de San Ambrosio, Titular de la Villa de Linares, del Obispado y de la misma Catedral. Su tamaño es de 1.40 y su peso es de 1.780 kg, está hacia el lado norte de la torre.

Adriana: Lleva ese nombre, porque la donó Doña Adriana Castro Encina, y junto a su familia, fueron grandes benefactores del naciente Obispado y contribuyeron a la construcción de la actual Catedral. Esta campana, tiene un tamaño de 1.10 y un peso de 810 kg, se encuentra hacia el lado Sur de la torre.

Leonor: En memoria de Doña Leonor Ferrada Ibáñez, que también contribuyó al desarrollo del Obispado y a la construcción de la actual Catedral. Esta campana, mide 0.92, y un peso de 450 kg, está ubicada hacia el lado Oeste.

Leona: Es la de menor tamaño, mide 0.81 y pesa 310kg,  su nombre, le fue otorgado en honor a Don Miguel León Prado (primer Obispo de la Diócesis de  Linares). Lo curioso es que esta campana en su inscripción, tiene grabado el nombre de: “Lioba” en recuerdo a la Santa Benedictina del Siglo VIII.

Hay que tener presente, que las campanas de la Catedral estaban en fundición en Alemania, cuando estalló la segunda guerra mundial,  quedaron perdidas por 20 años, y posiblemente la campana Leona, se envió por equivocación a un lugar de Europa, donde se había encargado la campana Lioba.

Otro dato curioso, es cuando se enviaron las campanas desde Hamburgo a Valparaíso, venían solo 3 contenedores, por lo que se pensó que se habían enviado solo tres campanas y no cuatro. Al cotejar las facturas y reclamar, se alzó la campana más grande, o sea, la Ambrosia, descubriendo que en su interior, venia la más pequeña, es decir la equivocada Lioba.

 Galería de Fotos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s